Publlicado por el 25 ago, 2015 en Prensa | 0 comentarios

“Polvo de Pared” publicada y traducida por Dakota editora, es el primer libro de la escritora Carol Bensimon que llega a nuestro país. Tres tramas que se unen bajo la arquitectura de un tiempo en gerundio.

Por Mariana Kozodij // Lunes 24 de agosto de 2015 | 14:54

Editada originalmente en 2008; Dakota Editora nos trae -en su colección traducciones- la primera publicación de esta autora brasileña que fue seleccionada recientemente por la revista Granta como una de las mejores escritoras contemporáneas de su país.

“Polvo de pared” (traducido por Martín Caamaño) contiene tres nouvelles; “La Caja”, “Falta cielo” y “Capitán Carpincho”. Con una prosa fluída, y vuelos poéticos que no siempre suman, Bensimon atrapa no tanto por sus personajes como por los escenarios e interrelaciones que construye.

Una arquitectura narrativa que se plasma de manera concreta en el primer y más acabado relato del libro:  “La Caja”. Allí conocemos la historia de Alice, Tomás y Laura; tres amigos cuyos fragmentos de vida se desarrollan en dieciocho años con saltos marcados en cinco  capítulos.

Bensimon cambia las voces narradoras, sin hacer una gran diferencia,  mientras nos lleva por la niñez de Alice; una chica “inadecuada a su edad” que vive en una casa futurista diseñada por el gran arquitecto Kowalski, a la que los vecinos apodan “La caja”.  La casa se mece entre el animismo y el punto nodal para comprender la vida que eligió Alice. La tragedia golpeará a los  amigos y “la caja” será una vez más el retorno hacia los recuerdos de esos años de amistad.

El segundo relato es “Falta cielo”; en este texto Bensimon nos presenta a a Titi y Lina dos hermanas cuyas vidas- y la del “pueblo sin estudios” que habitan- se modificarán a partir de una obra en construcción. Con bellas imágenes y el juego de un texto que adquiere el aspecto de un diario íntimo adolescente, la autora saca a flote una historia romántica que le escapa a la típica moralina.

Finalmente “Capitán Carpincho” relata la historia de Clara, una aspirante a escritora que entra a trabajar a un hotel y que vivirá en carne propia el desencanto de la visión inocente del mundo profesional y literario.

 

No todas las historias tienen “finales felices” parece ser la premisa de un relato donde el escenario de El resplandor (de Stephen King); mencionado por la propia escritora, opera sobre el lector. En esta nouvelle la idea de estar leyendo la trama de una película nos lleva por momentos a la prosa de Stephen Dixon con escenas detalladas como un libreto para la pantalla grande.

 

“Polvo de pared” es una gran oportunidad para conocer los inicios de Bensimon (que ya tiene otras dos novelas publicadas: Sinuca embaixo d´agua; 2009 y Todos nós adorávamos caubóis; 2013).

 

Tres historias que tienen una sintonía en el transcurrir de su lenguaje y que permiten una lectura placentera, sin sobresaltos.

 

Polvo de Pared de Carol Bensimon

Pó de Parede (2008) primera edición

Traducción de Martín Caamaño

Cuentos, Dakota Editora, 2015

120 p.

http://www.diarioregistrado.com/cultura/127534-tres-historias-nacidas-de-la-literatura-brasilena-contemporanea.html